Febrero 4, 2011

La recesión lleva a familias pobres hacia el “peor de los casos” en vivienda

Escrito por:

Este blog también está disponible en: Inglés

Un número creciente de latinos y afroamericanos entre los más afectados

En este país, existen millones de familias de muy bajos recursos que no reciben ningún tipo de asistencia pública de vivienda y gastan la mitad de su sueldo en renta, o viven en condiciones deplorables, o las dos cosas. Esta semana, HUD lanzó un nuevo estudio, llamado Worst Case Housing Needs 2009: A Report to Congress (Los Peores Casos de Vivienda 2009: Un Reporte al Congreso). En el 2009, hubieron 7.1 millones de hogares que se encontraron en esta categoría, a la que nos referimos como “los peores casos” de vivienda. Estas familias están al borde de quedarse sin un techo  y nuestro reporte encuentra que los latinos y afroamericanos están siendo especialmente afectados.

Entre el 2007 y el 2009, el número de estos hogares aumentó por casi 1.2 millones, o más del 20 por ciento. Esto representa el mayor aumento que HUD ha visto desde que se empezó este reporte, en 1985. En promedio, estas familias vieron un aumento del 10 por ciento en sus rentas entre estos dos años.

Este problema es un fenómeno al que se enfrentan hogares de todo tipo y en cada región del país. Cada grupo racial y étnico, sin importar si viven en ciudades, suburbios o áreas rurales, sintieron el impacto, al igual que todos desde personas de mayor edad hasta residentes discapacitados.

Sin embargo, un número enorme del 45 por ciento de todos los hispanos de muy bajos recursos que rentan se encontró en esta difícil situación, un incremento del 8 por ciento desde el 2007. Esto representa el mayor incremento entre todos los grupos raciales o étnicos. 

¿Que se encuentra detrás de estos serios datos, y que resolverá el problema para todos los grupos? No es un misterio que la Gran Recesión (un declive en general dentro del mercado laboral) es la mayor razón por la que estamos viendo mas hogares en problemas. El desempleo y la falta de buenos empleos entre todas las comunidades impulsaron a 410,000 más hogares hacia esta categoría de los “peores casos” respecto a vivienda, y son la razón detrás de más de una tercera parte de  todos los casos nuevos. Además, la crisis hipotecaria empujó a muchas familias de todos los grupos raciales directamente hacia el mercado de renta, haciendo así mas dura la competencia por unidades de renta y agregando presión que aumentó los precios de renta.  

El Secretario de Vivienda Shaun Donovan ha dicho que una buena economía y nuevos trabajos, combinado con los nuevos compromisos que HUD ha hecho para crear y salvar vivienda con rentas económicas, es lo que hace falta para cambiar estas situaciones de vivienda difíciles para todas las familias americanas.

 Hemos empezado a ver señales positivas en la economía, con más de un millón de empleos creados durante el último año. Esperamos que estas condiciones laborales continúen y se aceleren, para que pronto pueda haber un cuadro más positivo respecto a vivienda para todos.

Mientras tanto, HUD continuará enfocándose en ofrecer asistencia de vivienda para familias por medio de programas del Acta de Recuperación, como el Programa de Asistencia de Créditos Fiscales ($2.25 mil millones) y el Fondo de Capital para Vivienda Pública ($3 mil millones), y otros, que en total han prevenido o ayudado a que mas de 750,000 personas no se queden sin hogar. Otros programas de asistencia de vivienda publica, incluyendo programas de HUD, reducen ampliamente el número de “peores casos” de vivienda pero no están disponibles para todos los que necesitan los servicios. A nivel nacional, el 25 por ciento de familias muy pobres reciben algún tipo de asistencia en renta.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *